Qué es Qué cura Casos en que actúa Cómo cura Ventajas
Qué son Historia
Angustia Ansiedad Depresión Estrés Falta de confianza Fobias Insomnio Melancolía Memoria Miedos Migrañas Obsesiones Pánico Sexualidad Tristeza
Consultorio Currículum Vitae Autobiografía personal
 
Síntomas raros | ¿Qué son?

SINTOMAS RAROS
No sólo dolores y neuralgias, sino todo lo que es torturante, (dolores que en cuanto son calmados reaparecen en otro sitio) extraño, (se le duermen los talones cuando camina) inusual, (sangra por la nariz cuando se lava la cara) todo lo que parece caprichoso, (suda intensamente cuando da de mamar a su bebé) pero que hacen sufrir (ataques de infelicidad extrema que “reaparecen cada dos semanas”). Aún cuando uno se diga a sí mismo que lo que lo que está sufriendo es inexplicable (le parece que los objetos se mueven hacia arriba y hacia abajo) o lo considere inconcebible (no tolera que le toquen el pelo porque “le duele”) e inverosímil (se muestra alegre cuando está constipado).

Quien padece cosas como éstas merece probar la PSICOMEOPATIA porque podría ser su solución.

SINTOMAS REBELDES
Son molestias, sensaciones, ideas, creencias o impresiones que se resisten a todos los tratamientos, que desafían  cualquier intención curativa, que no dejan en paz, que persiguen con su insistencia y con su aparente falta de sentido.

Puede tratarse de desazones, disgustos, impaciencias, inquietudes, pesadumbres, amarguras, tristezas, tormentos, irritaciones, despechos, fastidios, aburrimientos, incomodidades, fatigas o mortificaciones o bien presentarse como ideas, fantasías, delirios o imaginaciones que se insinúan como conjeturas, sospechas, suposiciones y se imponen como obsesiones machacantes, como insistencias, porfiadas, reiteradas, persistentes, tan incesantes o inacabables que los demás las toman como manías y deben ser soportadas a costa de grandes sufrimientos.

También en estos casos la PSICOMEOPATIA podría ser la solución.

SENSACIONES
Se trata de representaciones subjetivas que sólo percibe y puede describir quien las padece. A diferencia de los síntomas “como sí” (ver abajo), las sensaciones no necesitan valerse de comparación alguna para describirlas, sino que expresan directamente lo que la persona siente o percibe en sí misma.

Algunos ejemplos de “sensaciones” formuladas por mis pacientes son:
Tengo la sensación de un derrumbe o caída en mi panza…,
Siento como que una cuerda me tironea desde el ano hasta el ombligo…,
Es un dolor ardiente que quema cuando me sueno la nariz…,
Hay un cuerpo duro en mi vientre y se mueve…,
Me parece tener el abdomen lleno de piedras…,
Tengo la impresión de estar sentado sobre una bola…,

SINTOMAS “COMO SI...”
Son sensaciones que el enfermo sólo puede describir por medio de una comparación. Por eso suele explicarlas diciendo que son, “como si…”.

Lo cierto es que estos casos pueden beneficiarse y mucho, con la Psicomeopatía.

Algunos ejemplos de “cómo si” que he escuchado a mis pacientes son:
como si tuviera humo en la cabeza…
como si una barra de hierro se enroscara alrededor de mi pecho…
como si corrieran burbujas por mis arterias,,,
como si los intestinos me colgaran…,
como si una descarga eléctrica se extendiera hasta mis dedos…,
como si el puño de un feto se moviera en mi panza…, etc.

 

La PSICOMEOPATIA podría ser la solución de todos estos casos …  ¡y cura sin drogas.!
PSICOMEOPATIA es Homeopatía para los síntomas raros.
Y es ejercida por un psiquiatra que también es psicoanalista, homeópata unicista y sexólogo clínico.